Pues si, ¡el ser humano es un cerdo por naturaleza! Y lo digo bien alto y gritando. En el planeta somos ¿7000 mil millones de personas?, ¿8000 millones?, prefiero no acordarme de la cantidad exacta porque me cabreo más, y millones son unos auténticos cerdos que se piensan que el medio ambiente es un cubo de basura a su disposición.

Hace no muchos días, haciendo un agujero en una zona del erre no donde tengo el huerto, di con una botella de cristal enterrada. Los antiguos dueños del terreno que la tirarían allí, pensé inocente de mi. Pero al seguir cavando siguieron apareciendo botellas y botellas, más de 30, ¡más de 30!. Una puede ser que la tiraran allí o se les cayera y se enterrara en el olvido, pero ¡¿30?! 
Ese terreno lo usaban de vertedero, no sabían apreciar el valor de ese lugar. Conforme han ido pasando los meses y los años han ido apareciendo cosas enterradas. Han aparecido cosas de todo tipo, algunas que podría entender encontrármelas allí tiradas, como los tapes de plástico de las botellas o las chapas de los botellines de cerveza, que pueden estar allí por que se hubieran hecho comidas o meriendas allí, pero otras cosas que me he encontrado es de cerdos.

   
 

¿Qué persona con un mínimo de civismo tira un reloj en un campo?¿quién? Vale, no seremos mal pensados, pensaremos que se le cayó y lo dió por perdido. Pero me he encontrado bombillas, botes de cristal, llantas de bicicleta, cuerdas, plásticos, macetas, trapos, zapatillas, una tarjeta vieja de la seguridad social, bolsas de plástico, y bla bla bla. Cada vez que se nos ocurre labrar, o que hace aire y hay movimiento de tierra aparecen más cosas raras.

   
 
   
 Esto que os cuento es mi experiencia a pequeña escala, en un pequeño trozo de tierra que ha tenido 4-5 dueños desde que tiene dueño. Pero esto está pasando en todo el planeta y a la mayoría de la gente le da igual. Cualquier papel que se tira al suelo, será arrastrado por los pies de la gente, las ruedas de los vehículos, el viento, la lluvia que lo lleve hasta una alcantarilla…y al final de su vida, ese papel puede terminar a miles de kilómetros de su origen, contaminando. ¿Tan difícil es ser civilizado y tirarlo a la basura? ¿Tanto cuesta?
He perdido la cantidad de bolsas de basura que he tirado ya sacadas del terreno. Además que he sacado cantidad suficiente de todo, como para tener allí montado varios cubos como en casa,  para separar cristal de plástico y de basura general.

No me importa tener que limpiar lo que otros han ensuciado en la naturaleza, pero entonces es cuando me paro a pensar en el planeta y la humanidad. Este pequeño trocito de tierra está lleno de basura, basura que yo soy la única persona que se molesta en quitarla y darle su correcto tratamiento. No quiero que esos residuos contaminen la naturaleza, y no puedo esperar a que se reciclen solos,pues tardarán cientos de años en desaparecer ; no quiero que los próximos duelos de ese terreno, sean mis hijos o sea quien sea, se encuentren con un vertedero en vez de un lugar de descanso fuera del bullicio donde poder descansar y respirar. Pero es un trocito de tierra, yo puedo intentar limpiar todos los trocitos que pueda en mi vida, pero el planeta tiene millones de trocitos contaminados y necesita miles de personas como yo.
Sé que existe gente como yo que limpia sin esperar nada a cambio, que su recompensa es saber que está ayudando al medio ambiente. 

Pero por favor:

No tiren las colillas al suelo,  el viento las volará y acabarán contaminando.

No tiren chicles al suelo, los animales pensaran que es comida y se morirán al ingerirlos.

No tiren papeles al suelo, deposítelos en una papelera o métaselos al bolsillo si no ve ninguna.

Háganlo por ustedes, por el futuro del planeta, por el futuro de sus hijos, por concienciación con el medio ambiente, por educación, haga lo por lo que quieran

PERO POR FAVOR, DEJEN DE CONTAMINAR

Anuncios